Periodista embarazada renuncia a recibir quimioterapia para tener a su bebé

Loading...

La fuerza de una mujer jamás debería ser cuestionada, es la gran lección de vida cuando nos encontramos con casos de poderosas madres que entregan hasta su último aliento con tal de proteger a sus hijos. El amor maternal y fortaleza femenina son dos de las características con las que cualquiera podría describir a Elle Halliwel, una periodista y editora australiana cuya vida dio un giro de 180 grados en menos de tres días hace algunos meses.

48 horas después de ser diagnosticada con leucemia mieloide crónica, un extraño cáncer que requiere atención inmediata, Elle recibió la noticia de que estaba esperando un hijo. Ante la impactante noticia, Halliwell siguió a su corazón y decidió continuar con el embarazo y posponer su tratamiento de cáncer hasta dar a luz a su hijo. Su historia es ahora un ejemplo de inspiración.

Vivió en carne propia una encrucijada

mujer rubia sentada en la cama tomando café

“Estoy consciente que puse hice una apuesta con mi vida, pero vale la pena. Pensé en morir pero no me impresionó tanto como imaginé que sería, no sé por qué, pero no sentí nada. La verdad es que he vivido una vida increíble; pero ahora estoy trayendo un ser a este mundo y si todo sale bien, eso será suficiente, y si nada sale bien, significará que no estaba escrito para mi, pero por lo menos di lo mejor y lo intenté”.

Desarrolló un letal cáncer y dio vida al mismo tiempo

mujer rubia embarazada con vestido gris

Para tratar su enfermedad, debe tomar medicamentos que potencialmente pueden mantenerla viva más no curar el padecimiento de raíz. Sin embargo, ella no podía tomar el medicamento durante el embarazo, por lo que de alguna manera esta valiente madre se jugó la vida durante 9 meses por su hijo.

“Me dijo el doctor: ‘el diagnóstico no es bueno, tienes leucemia’. Esa noticia me devastó. Supe al instante que iba a morir; es un sentimiento fatal saber que cada centímetro cúbico estaba lleno de sangre invadida por el cáncer”.

hombre abrazando a mujer embarazada

“Cuando supe que estaba embarazada grité como loca en mi habitación. Nick, mi esposo, se acercó y solo le pude decir: ‘estoy embarazada’. Fueron sentimientos encontrados, es decir, ¿cómo un ser vivo podría desarrollarse dentro de un cuerpo invadido por un cáncer? No podía creerlo, estaba en completo parálisis emocional”.

Sin miedo a la muerte, arriesgó todo por la vida de su hijo

mujer rubia embarazada con vestido azul

Después de la noticia, Elle y Nick, consultaron Google hasta encontrar una guía para su sorpresivo embarazo mientras padecía leucemia. La pareja encontró al profesor Tim Hughes, quien se encargó de acompañar su embarazo y le dio el apoyo que ningún otro doctor le daría.

“Sin duda, hubiera sido mucho más seguro para la salud de Elle que terminara su embarazo en cuanto supo de su existencia. Las mejorías gracias al medicamento suelen ser más efectivas durante las primeras etapas en las que la enfermedad se desarrolla. Así que esperar 9 meses de gestación era un completo riesgo para su vida. Sin embargo, yo entendí el deseo de esta pareja por tener una familia, así que les di la opción de retrasar el tratamiento hasta que el bebé naciera”.

piernas de recien nacido entre cobijas

La confianza que el doctor brindó a la periodista fue una inyección positiva en las emociones de la futura madre pues, al final de cuentas, ella y su esposo estaban preparados para lo peor, solo que para este momento, ambos habían perdido el miedo de arriesgarse por la vida de su futuro hijo.

“Es claro que todos los escenarios posibles se vinieron a mi cabeza, sin embargo tenemos demasiados amigos, familiares y personas cercanas que nos brindan su apoyo incondicional, así que si no estoy para criar a mi hijo, sé que de igual manera será una persona amada y protegida por los que yo más quiero”.

Ahora esta feliz mamá podrá iniciar su tratamiento

mujer rubia cargando a su bebé

“Tor Felix Biasotto, te has ganado mi corazón. Todas las noches sin dormir, los desafíos de salud y la ansiedad de ser una nueva mamá son un privilegio ahora que te tengo sano y salvo aquí en mis brazos. Gracias a todas las personas que nos apoyaron en el hospital para traer al mundo a bebé Biasotto”.

Fuente

Loading...

A %d blogueros les gusta esto: