Trucos para hacer trampa con tus pestañas

Loading...

No necesitas esperar a que los remedios y los tratamientos hagan efecto en tus pestañas para que luzcan largas y abundantes. Mientras esperas puedes recurrir a algunos trucos que te permitirán hacer trampa con tu mirada.

Chécalos y compártelo con tu amiga, esa que siempre sufre porque un pollo tiene más pestañas que ella.

Cambia la base de tu rizador

Todos los rizadores de pestañas tienen una especie de goma que es la que evita que maltrates tus pestañas. Pero la mayoría de nosotras no la cambiamos hasta que se le hace un hoyo en medio. Este agujero arrancará nuestras pestañas. Así que cada mes revisa su estado y cámbiala antes de que se rompa.

Péinalas

Esto es de cajón, si no quieres pestañas pegadas y sin forma, tienes que peinarlas cada vez que vayas a maquillarlas. Así las separarás y los aceites naturales que se forman en ellas se esparcirán adecuadamente. Usa un peine especial.

No te excedas con el rímel

Poner demasiado rímel no las hará verse más largas ni abundantes ¡todo lo contrario! Sólo lograrás crear una masa pesada, grumosa y sin forma en tus ojos. Dos capas son suficientes, sólo tienes que saber aplicarlas. Y para eso son los siguientes puntos.

Usa dos productos

Si no has encontrado la mascara de tus sueños usa dos, así obtendrás un mejor resultado. Usa un rímel para dar volumen y otro para alargar las pestañas.

Aplícalos lentamente

Tomate tu tiempo a la hora de pintarlas, si lo haces a las carreras quedarán mal. Retira siempre el exceso de rímel en el cepillo y aplica el maquillaje como si estuvieras peinándolas.

El delineador es el secreto

Si quieres que tus pestañas parezcan más abundantes, el truco está en el delineador de ojos. Aplícalo en la parte en la que las pestañas nacen; sólo una línea delgada, no es necesario exagerar.

Difumina el delineador

Recuerda siempre difuminar con una brocha delgada el delineador, así se cubrirán todos los huecos y tus pestañas de inmediato parecerán mucho más abundantes

¡Jamás te duermas maquillada!

Este es un truco sagrado. Si duermes con tus pestañas todas maquilladas comenzarán a quebrarse y se caerán. Así que terminarás pelona y sin la mirada que deseas.

Aplica aceite de almendras todas las noches

Una vez que las desmaquillaste y las lavaste, aplica con un peine de pestañas un poco de aceite de almendras y duérmete con él. Hazlo todas las noches, así las mantendrás nutridas, bellas y fuertes.

Fuente

Loading...

A %d blogueros les gusta esto: